TOP

Los Descendientes (2011)


Alexander Payne, director de obras como la patética "Entre copas" (2004) o la también patética "Election" (1999) nos trae una película que está llena de paisajes exóticos y que entra por los ojos, con un elenco de actores que encabeza George Clooney.
"Los descendientes" nos cuenta la historia de un hombre llamado Matt King (Clooney), un hombre casado y con dos hijas que dado a que su mujer se encuentra en coma profundo tras un accidente de lancha motora, se tiene que replantear la vida. Su relación con sus dos hijas no es del todo buena; por un lado la pequeña Scottie de 10 años (Amara Miller) y por otro lado la rebelde e inconformista Alexandra (Shailene Woodley) de 17 años. Aparte está intentando cerrar un negocio para vender unas tierras vírgenes que les va a dar una buena fortuna en Hawai.





En esta ocasión Alexander Payne nos transporta a Hawai, pero no al Hawai convencional y turístico que suelen ofrecer otras películas, para ofrecernos un lugar con un tiempo variable que configura el estado de ánimo de Clooney, a la vez que podemos observar los majestuosos paisajes, en los que tal vez se centra demasiado Payne, tal vez para que al espectador le entre en la mente cómo es cada rincón de este Hawai.
Necesario o no, es una cosa que está bien de vez en cuando, pero no constantemente, y es que, cada vez que hay un cambio de escena, siempre están presentes la toma de los paisajes en primera plana, dejando de lado a los verdaderos protagonistas de la película, que como no podía ser de otra forma, son los actores que la forman. Pero "tiempos" aparte y paisajes aparte, vamos con el guión.
Una historia convencional, que no aporta nada nuevo, pero que en cierta parte lo hace de manera distinta a cómo se suele hacer, movida por un padre que intenta hacer todo lo posible para cambiar la vida, sobre todo en el ámbito dicho, en el parental, donde tiene dos trabajos que labrar de una manera excepcional y sin ningún fallo, de modo que no empeore más la situación. A esto se le añaden otros problemas, que a medida que vayáis viendo la película iréis encontrando, como el remordimiento de conciencia, el perdón y la ira, entre otros muchos sentimientos.
Algo que me gustó bastante, fue la naturalidad con la que se desarrolla la película, algo que Payne sabe hacer bien y que no será seguramente la única vez que lo veamos. No sobrepasa los límites dramáticos para hacer mella en el espectador, el cual ya sabe de sobra que se encuentra ante una película donde Clooney está pasándolo francamente mal y que tiene que luchar por salir adelante, y que puntos aparte del dramatismo, añade algunas veces un toque cómico necesario para sacar la película de su estanque de agua negra y futuro incierto.
Pero, seamos claros, aunque Clooney lo pase mal, las que peor lo pasan son sus hijas, donde vemos que se comportan en un principio ante una situación rara y anormal ante un hecho que no saben analizar ni mucho menos hacerle frente, cosa que el personaje paternal tendrá que rectificar, dando apoyo y comprensión a sus dos hijas.


Hablando de relación paternal, genial la química precisa entre Clooney y Shailene Woodley, donde nos encontramos ante una parte clave para que la película haya tenido tanta repercusión. Y es que, sin ellos como dúo de la película, posiblemente estaríamos hablando de otra cosa distinta en este post.
La banda sonora, aunque pega con los paisajes, me parece horrenda. Mismos ritmos en los que parece que estás escuchando las mismas canciones una y otra vez, y es que me sorprendió ver en los créditos que eran canciones totalmente distintas, una sorpresa non grata.
Al igual que la dirección de Payne, que es a veces resulta tediosa y repetitiva, ofreciendo lo mismo una y otra vez.
"Los descendientes" es una buena película, tal vez de lo mejor del año, con un guión que recuerda en cierta parte a "Tierras de penumbra" (1993) por el ámbito de la pareja sentimental pero que no puede competir en mi opinión con la magia que desprende "The Artist" (2011) en los Oscar de este año.

Reacciones: 

2 opiniones personales:

  1. Hola!
    A mi esta cinta me agradó mucho, me encantó el tratamiento que Payne le da al drama con un toque justo y muy elegante.
    Clooney estupendo.

    Saludos!

  2. No me cabe duda de que el Oscar irá a parar a las manos de Clooney, en el terreno de mejor película espero que no.
    Gracias por pasarte!