TOP

Dune (1984)

Tras hacer "El hombre elefante" en 1980 y conseguir una crítica muy sobresaliente, David Lynch volvía con una adaptación de una de las novelas más importantes (si no la más) de Frank Herbert como es "Dune", una obra de ciencia ficción de los pies a la cabeza y que el director estadounidense quiso ponerse manos a la obra a hacer.
Para quien no conozca el argumento de "Dune", este va de que debido a una orden imperial, la familia Atreides debe hacerse cargo de la explotación del planeta Dune, único planeta donde se encuentra una droga que es imprescindible para volar.
El planeta hace un tiempo fue gobernado por los Harkonen, que impusieron una dictadura tomada a rajatabla sobre el pueblo indígena. Ahora los Harkonen han vuelto, y Paul, hijo del Duque Atreides, deberá salvar el planeta y así poder gobernar en él y hacer de éste, un lugar más seguro para todos.




La película contaba con poco presupuesto, pero ese poco presupuesto se puede ver a través de la película que fue aprovechado al máximo, o al 90% por lo menos, con una ambientación digna de una película de ciencia ficción y unos toques técnicos y artísticos manejados por una maestría tremenda, pero claro, estamos hablando de David Lynch, que no es un cualquiera precisamente.
Pero a pesar de estos puntos positivos, la crítica la trató de floja, aburrida y muchos sacada de una idea lunática de Lynch, al intentar traspasar a la gran pantalla un pedazo de best seller como es "Dune", pero una vez más, la crítica vuelve a ser objeto de burla por muchos de nosotros que pensamos todo lo contrario con esta película, es más, algunos llegamos a pensar que es una de las mejores películas de ciencia ficción, y a mi no me cabe duda, con tan poco dinero hacer esto, poca gente lo hace, o mejor dicho lo hacía, ahora ya esos flojos presupuestos se dan cada vez menos, pues parece que a día de hoy sin efectos especiales no eres nadie, mala visión por parte del espectador que piense esto.
Fue tal el bochorno que le hicieron pasar a Lynch, que hasta él mismo estuvo por la labor de aparecer "oculto" en los títulos, con los sobrenombres de Alan Smithee en la dirección, y de Judas Booth en el guión, este último nombre proviene de la separación del Judas de los textos religiosos y del apellido del asesino de Lincoln el 14 de Abril de 1865 en el teatro, llamado John Wilkes Booth.
A día de hoy mucha gente sigue pensando como pienso yo, que David Lynch debería decir "aquello no gustó, voy a hacerlo otra vez" y mejorar un film que, aunque por un lado es bueno desde la vista del espectador asiduo y corriente por igual, no fue visto bien por la crítica, y quien sabe, a lo mejor si lo vuelve a hacer lo estropea al intentar conseguir objetivos financieros y estrellitas por parte de los críticos pero ningún elogio por parte del espectador, tal vez sea mejor así.

NOTA FINAL:

Reacciones: 

0 opiniones personales: